La computación cuántica se pone zancos y avanza aceleradamente

21/11/2022
¿Estás buscando una nueva red social? Acá te mostraremos alternativas
15/11/2022
Las grandes compañías prometen y cumplen con procesadores cada vez más poderosos.

A fines del año pasado, IBM presentó su procesador cuántico Eagle con una capacidad de 127 cubits. Este año los ingenieros de la compañía presentaron Osprey con una potencia de 433 cubits y ya anunciaron que el próximo año nacerá Cóndor que integrará 1.121 cubits. Son muchos si comparamos esta cifra con la complejidad de los chips cuánticos actuales, pero se necesitan muchos más para implementar la tan ansiada corrección de errores.

El número de cubits dependerá del tipo de problemas que queramos resolver con los ordenadores cuánticos. Para abordar problemas simbólicos necesitaremos tener varios millones de cúbits. Probablemente, incluso, cientos de millones de cúbits. En estos momentos estamos hablando de cien cúbits, por lo que queda un camino largo por recorrer. Hay gente que dice que con 100.000 cúbits tal vez se pueda resolver algún problema específico, pero realmente hacen falta muchísimos cúbits.”, dice el especialista Ignacio Cirac en una entrevista con el portal Xataka.

El plan de IBM es acelerado. En 2024 prometen 1.386 cubits por procesador y en 2025 uno que tendrá 4.185 cubits. La integración de varios de estos chips permitirá escalar a rangos de 100.000 o más cubits.

Desde Canadá, Xanadu Quantum Technologies está en la punta de la tecnología. Este año su procesador fotónico Borealis, demoró 36 milisegundos en resolver un problema que los actuales superordenadores habrían tardado 9.000 años en resolverlo.

Para entender, la computación normal, la del dispositivo en el que se está leyendo esta crónica, utiliza agrupaciones de 1 y 0 o bits como unidad mínima de información. La computación cuántica, en cambio se basa en cubits, los que a diferencia de los bits de computadora, los qubits también pueden ser 0 y 1 simultáneamente. Esa ambigüedad posibilita que las computadoras cuánticas consideren muchas soluciones posibles a un problema de manera mucho más rápida que una computadora ordinaria. En el interior de los ordenadores cuánticos, los qubits pueden ser átomos.


MI.UCHILE
Skip to content